agosto 19, 2022

EL PERIODISMO Y LA ERA DIGITAL

 

PUNTO EXACTO

POR JULIAN PUENTE

 

 

 

EL PERIODISMO Y LA ERA DIGITAL

 

 

 

En México, solemos conocer noticias sobre los periodistas cuando sufren agresiones, hostigamiento por parte de las autoridades, amenazas y sobre todo cuando alguno de ellos o ellas pierden la vida de forma violenta por su labor informativa. El diccionario de la Real Academia Española define al periodista -como la ‘persona que se dedica al periodismo profesionalmente, y al periodismo como la ‘actividad profesional que consiste en la obtención, tratamiento, interpretación y difusión de informaciones a través de cualquier medio escrito, oral, visual o gráfico’. En esta definición, incluye además a quienes realizan estudios o una carrera de periodismo.

 

Hoy en día urge la necesidad de replantear el papel de las facultades de comunicación en la tarea de formar jóvenes profesionales capaces de enfrentar los nuevos retos del mundo periodístico. Es claro que el periodismo pasa por un momento de retos y dificultades, en el que la innovación y los cambios en el modelo de negocio han transformado las dinámicas de las salas de redacción. En gran parte debido a las nuevas tecnologías, el periodismo de estos tiempos ha debido enfrentar un desafío. Con Internet, el periodista se allegó herramientas en un nuevo medio de comunicación que, como cualquier otro, exige entrenamiento y adaptación del lenguaje. La web convirtió a la información en multimedia y obligó al periodista a adquirir habilidades digitales para usar estas herramientas.

El periodista actual debe ser intuitivo, practico, metódico entre otros aspectos más que le permitan estar a la vanguardia, pero también ser cuidadoso porque los tiempos cambian. Hoy, el consumo de medios digitales en línea está en aumento. Cada vez más, los lectores quieren ver y escuchar más que leer. Los lectores se están convirtiendo paulatinamente Ahora, el periodista se convierte en parte de un ecosistema de dos vías. Debe escuchar, interactuar e incluir, cuando la ocasión lo amerita, contenido provisto por fuentes ciudadanas. Su información se convierte en parte de una red en la que sus datos no siempre son más importantes, más inmediatos, y lo peor, ni siquiera los más precisos en espectadores y cuando quieren leer, requieren que sea conciso y en dosis pequeñas.

Desde mi experiencia, puedo decirles a los jóvenes que sueñan con dedicarse al periodismo, como hace pocos años era mi caso, que se trata de un camino profesional profundamente enriquecedor y emocionante. Brinda la oportunidad inigualable de escribir y presenciar el primer borrador de lo que será la historia, parafraseando una idea que ha sido atribuida a muchos periodistas, sin existir certeza de quién fue el primero en decirla. Pero, sobre todo, es un oficio lleno de mérito el de informar a una sociedad de individuos cada vez más ocupados con sus asuntos personales, con el objetivo de generar un mayor interés por los temas de interés público en medio de la apatía cotidiana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: